Luis Beltrán: Renunció el concejal Vuillermin

 

 

LUIS BELTRÁN.- Primero fue Darío Vásquez (JSRN), lo siguió Ignacio Bartolini (FPV) y ahora el que sacó boleto fue el radical Gonzalo Vuillermín.

¿Crisis institucional? Sí. Más allá de la resistencia a reconocerla, se hace evidente, para la gran mayoría de los vecinos quienes día a día se sorprenden por los entuertos en los que está inmersa esta localidad que en dos años de gestión suma tres renuncias de sus concejales electos.

Vásquez se fue y si bien se guardó los motivos, éstos siempre sobran. El constante roce con un sector de Juntos a nivel local fue, sin duda, el detonante. Hubo que acudir al quinto concejal de la lista, Otto Garbers quien juró en la primera sesión del 2018.

Bartolini tuvo un par de licencias hasta que dijo basta. Lo reemplazó Mario Vigabriel, quien anteriormente había renunciado al área de Deportes en el ejecutivo municipal. El desencanto por el escaso apoyo habría sido el fin de su proceso. Asumió, con poca difusión, un lunes.

Entre medio de una y otra asunción hubo Apertura de Sesiones Ordinarias. Esa tarde el intendente Pablo Delgado no estuvo presente y desconoció el acto. No hay demasiados antecedentes sobre una primera sesión con ausencia de un jefe comunal.

Pero esto no es todo porque unos días después Delgado hizo su propia “apertura de sesiones” y llamativamente los ediles estuvieron en el recinto cuando habían expresado que no asistirían. El intendente aprovechó y dio a conocer nuevos nombres en su gabinete.

Hace unas horas quien dejó el edificio de Casa de Tucumán y Avellaneda fue Vuillermín. “Lo venía madurando y luego de la reunión del viernes no aguanté más, me reuní con Delgado y le expresé que renunciaba. Esto es de un desgaste permanente por peleas y desencuentros que nos alejan de para qué nos eligió la gente. Ya está, no quiero saber más nada”. Así de claro fue Vuillermín. Liliana Mateo o Luis Antof, en ese orden, son los integrantes de la lista de la cual saldrá su reemplazante.