Senasa descomisó tres toneladas de carne con hueso

Roca/Choele Choel.- El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria – SENASA decomisó y destruyó 2.740 kilos de carne con hueso que eran transportados de manera ilegal sin cumplir con las condiciones necesarias de higiene e inocuidad para que puedan consumirse. Se trata de 230 costillares bovinos que eran transportados ocultos en un carro con fardos y otros doce en el baúl de un automóvil.

El hecho ocurrió el pasado miércoles gracias al trabajo conjunto entre la patrulla móvil del Senasa y la brigada de la Policía Rural de Choele Choel y fue cuando se detuvo una camioneta que remolcaba un carro para animales en pie en la Ruta Provincial 57. Durante la inspección se observó que debajo de los fardos de pasto se ocultaban 230 costillares bovinos.

La persona que conducía la camioneta con destino a Roca se negó a dar precisiones sobre el origen de la mercadería y no contaba con la documentación sanitaria de la misma. Entre todas las infracciones, la carne era transportada sin respetar la cadena de frío indispensable para este tipo de alimento.

Luego de concluirse la inspección, se determinó la destrucción de los productos decomisados en el Puesto de Control de Casa de Piedra. 

Por otra parte, ayer,  en el puente de la localidad de Barda del Medio, agentes de la patrulla móvil del Senasa, con colaboración de la Policía de Río Negro, detuvieron un auto que llevaba 12 costillares bovinos en el baúl desde Santa Rosa, La Pampa.

En este caso, la mercadería decomisada -que tiene ingreso prohibido a la región patagónica- era transportada sin documentación en un vehículo no habilitado, en un claro intento de eludir los controles zoosanitarios.