Plan Castello: llevarán más energía a zonas agrícolas para aumentar la producción y generar más empleo

Viedma.- Ayer se firmaron los contratos para la construcción de unos 145 kilómetros de líneas de alta tensión para reforzar el suministro eléctrico en Conesa y Pomona, con sus zonas agrícolas. Las líneas eléctricas de 132 kv complementarán a las Estaciones Transformadoras de Conesa y El Solito (cuya construcción ya está en marcha), y demandarán una inversión cercana a los $600.000.000, que el Gobierno de Río Negro impulsa a través del Plan Castello.

Una vez que se hayan concretado las obras, la región dispondrá de la energía necesaria para alimentar los sistemas de riego en los valles de Colonia Josefa y Negro Muerto, los cuales poseen una gran potencialidad para la generación de empleo. Además, asegurará el abastecimiento eléctrico de Conesa y su zona de influencia, brindando un punto de disponibilidad de potencia firme y más seguro al interconectarse con el nodo Choele Choel.

El tramo entre Pomona y El Solito tiene una extensión de 77,8 kilómetros y fue adjudicado a la UTE formada por Electrificadora del Valle SA, SYLPA SRL y QUANTUM SRL, por un monto de $326.175.531. Mientras que el restante, de 66,8, va desde El Solito hasta Conesa y lo construirá otra UTE; en este caso integrada por las empresas Oriente Construcciones SA, Pro Obras SA y ECA SA, que recibirá $266.868.132.

El plazo de ejecución de los trabajos es de 480 días corridos contados a partir del inicio de obra.

“El tamaño de estas inversiones muestra la importancia que el Gobierno Provincial le asigna a las obras energéticas que permitirán desarrollo de las actividades productivas relacionadas con la explotación de nuestro suelo, con más trabajo para los rionegrinos”, sostuvo el secretario de Energía, Sebastián Caldiero.

El objetivo de la obra es dotar de abastecimiento firme y suficiente que hoy está abastecida por una línea de 33 kv que ha tenido ciertas deficiencias, sobre todo por su antigüedad. “Con esto fortaleceremos esa zona y aportaremos la energía que necesitan los proyectos de irrigación de los valles de Negro Muerto y Colonia Josefa, lo cual posibilitará implementar mejoras en el sistema de riego para hacerlos más competitivos y sumar a la producción miles de hectáreas”, explicó Caldiero.

El funcionario destacó el interés que el Plan Castello ha despertado entre las empresas, “que no dudaron en dar su acompañamiento con precios muy competitivos en cada una de sus ofertas, ya que confían en que la fuente de financiamiento está garantizada, lo cual habla de la seriedad de la Provincia al momento de llevar adelante el proceso”.

La firma de los contratos se realizó en la sede cipoleña de la Secretaría de Energía y fue presidida por el titular del área, Sebastián Caldiero; la secretaría de Energía Eléctrica, Andrea Confini; entre otras autoridades.