Choele Choel- Según la acusación fiscal, los hechos ocurrieron en Luis Beltrán, entre abril y julio del 2017 en el domicilio de la progenitora, denunciante, cuando ella se retiraba del hogar, el hombre, quien era su pareja en ese momento, aprovechaba que las niñas quedaban a su cuidado y abusó de ellas, realizando tocamientos.

La calificación legal enunciada por la fiscalía en la audiencia de hoy es la de “abuso sexual simple calificado por su condición de guardador y aprovechando la situación de convivencia preexistente con ambas niñas, en concurso real” (Art. 119 1er párr, último párrafo, inc. B y F, Art. 45 y 55 del Código Penal).

La fiscalía solicitó al Juez la aplicación de medidas cautelares, entre ellas la prohibición de acercamiento del imputado hacia las víctimas y su madre a 100 metros, y que el sujeto se presente en el Juzgado de Paz de Roca para mantenerse a derecho.

La defensora oficial penal Josefina Santos no tuvo objeciones respecto de la imputación esgrimida por el fiscal y el Juez de Garantías Roberto Gaviña tuvo por formulados los cargos.