Los hermanos Sanchez: «Seguimos en carrera»

Ellos son dos hermanos: Daniel y Marcos. Compiten por segunda vez consecutiva en la regata de Río Negro representando a Choele Choel, con los Huilliches; pero también fueron de los primeros en hacer canotaje olímpico.

«El año pasado quedamos terceros, este año empezamos medio mal las primeras dos etapas; pero no estamos acomodando de a poco. Venimos en segundo lugar y nuestra meta es no aflojar hasta el final de la regata» comienza explicando su participación Daniel.

Como todos los palistas, la pandemia les jugó una mala pasada a la hora de entrenar; ya que luego de la regata del año pasado se les hizo dificil seguir entrenando.

Los hermanos, demostraron en lo que va de la regata optimismo, superación y constancia; ya que tuvieron varios inconvenientes y aún así siempre terminaron entre los mejores puestos.

Detallando cómo fue su participación en lo que va de la regata, concluyeron que al principio empezaron mal: «nos dimos vuelta apenas largamos». Luego, tardaron en salir ya que la lancha no podía intervenir porque largaba enseguida la segunda categoría. Hasta que lograron salir perdieron, entre otras cosas, la hidratación. «No nos quedó nada en el bote».

Cansados y sin hidratación, de todas maneras finalizaron la primer etapa en el cuarto puesto.

En la segunda etapa, tuvieron otro gran inconveniente: se les despegó el chupón de la bomba, asi que la bomba no sacaba el agua del bote y era muy dificil seguir por ese peso extra que llevaban. En un determinado momento, tomaron la decisión de acercarse a la orilla, sacar el agua del bote y retomar con mayor velocidad. A pesar de todos los problemas con el bote y las demoras ocasionadas, terminaron la etapa segundos.

Seguí leyendo:   Darwin: Inauguraron el nuevo período de sesiones Ordinarias del Concejo Deliberante

En la tercera etapa, las primeras dos anteriores según definen les «pasó factura», ya que venían muy cansados.

Este año, están sorprendidos por el alto nivel de todos los participantes: «Los de la categoría Juniors vienen haciendo un promedio increíble; hay que destacar lo que andan estos chicos».

Respecto a cómo es su entrenamiento personal y cómo se preparan para afrontar este desafío explican que, cuando se corre en K2 es sumamente importante la exigencia física; y para los dos palistas es por igual.  Es por eso que: «complementan el entrenamiento con una dieta estricta y salen a caminar y a correr». Los dos hacen un esfuerzo enorme para llegar en las mejores condiciones.

«El entrenamiento nuestro fue rio arriba hasta Luis Beltrán; y a la vuelta hasta la isla chica y volvíamos hasta el club, conocer este sector nos da mayor tranquilidad, porque medianamente conocemos este circuito.»

Quedan aún tres etapas, para nada sencillas ya que el agua es más tranquila y las exigencias físicas son mucho más complicadas. Pero, con la voluntad y el empuje que vienen demostrando hasta el momento, seguro concluyen la regata de la mejor manera.

Además de la competencia en sí, se llevan grandes amigos. Con muchos competidores que llevan tiempo participando en las regatas «han formado una amistad que va más allá del deporte»

Por último, «Queremos agradecer a nuestros auspiciantes que colaboran desde el primer momento con nosotros, a nuestras familias y sobre todo a todo el Valle Medio, que ayer nos acompañaron mucho con aplausos y saludos en las redes sociales», concluyeron.


También te puede interesar: 

Giuliano Bruno: «Estamos con más ganas que nunca»