«Plazas solidarias», el proyecto de los internos penitenciarios llegó al Jardín 98 de Choele

En estos días, se han viralizado imágenes de las «plazas solidarias»: una iniciativa entre internos del ex «Maruchito» y el servicio penitenciario provincial, llevando estos juegos fabricados por ellos mismos a distintas plazas de nuestra provincia.

Pedro Entraigas, técnico en psicología social, empleado del servicio penitenciario provincial, y autor de este proyecto, explicó a 7 en Punto que en el año 2014 se asociaron con el Club de Leones de General Roca con el fin de poder armar una plaza de juegos para la Escuela Rural de Cerro Policía, por pedido de una docente.

«Con el entusiasmo que esta idea generó, entre los internos comenzaron a trabajar en soldaduras, buscando la manera más efectiva de fabricar juegos seguros, para que disfruten los niños del paraje» recordó Pedro.

«Así, abrimos una puerta que, por 7 años y 29 plazas después, sigue abierta. Escuelas, jardines de infantes, barrios, clubes, fueron beneficiados con este proyecto; que comenzó a llamar la atención de toda la comunidad educativa».

Las localidades que se beneficiaron a través de este proyecto son: Choele Choel, Cerro Policía, General Roca, El Cuy, Río Colorado, Paraje Comicó, Allen y Pichi Mahuida; dando prioridad a los establecimientos rurales y también trabajando con los céntricos.

En Choele Choel, la primer plaza entregada fue para el Jardín Nº 98, gracias a la colaboración de Carolina Land, quien gestionó materiales y la movilidad; con un camión de la municipalidad para que lleguen estos juegos. También en la localidad recibieron en plena pandemia jabón líquido y barbijos realizados desde el Ex Maruchito e internos voluntarios; además de estufas a leña, etc. El Hospital de General Roca también recibió cámaras de aislamiento.

Ante la necesidad de más espacios recreativos, comenzaron a recibir pedidos de distintos puntos de la provincia. En conjunto con los Clubes de Leones, comenzaron a trabajar en la fabricación de juegos a medida. Los leones conseguían el material y desde el penal al principio, y luego al ex Maruchito; los internos se ocupaban de la mano de obra.

Seguí leyendo:   Fiesta de la espuma y artistas regionales en Pomona

«Trabajamos en el reciclado de materiales para complementar los juegos. En estos 7 años, participaron de este proyecto alrededor de 28 internos voluntarios más de 1200 horas para concretar 125 juegos: desde sube y bajas, hamacas, caballetes, túneles.. También restauramos juegos hechos de fibra de vidrio como toboganes o grutas» indicó Pedro.

«Los internos, algunos ya en libertad, trabajaron hasta el último día de detención. Eso demuestra el sentido de pertenencia y el compromiso adquirido que despertó el proyecto; al saber que los niños eran los que iban a disfrutar del resultado. Ese es el objetivo de esta tarea: enseñar otro aprendizaje, otra perspectiva, que muchos desconocen. Trabajar por la felicidad de otros» aseguró con mucho orgullo.

«Comprobamos que quienes estuvieron involucrados en esta causa y que ganaron su libertad, hasta hoy no reincidieron».

«Con el apoyo de la dirección general de SPP de la provincia, el Ministerio de Seguridad y la Secretaría de Seguridad, seguro el año 2022 va a continuar beneficiando a muchos; junto con otros proyectos que van surgiendo a medida que voluntades solidarias colaboren con los materiales».

«Para ellos es muy importante ser parte de un proyecto que genere tanta alegría. El saber que pese a no recibir ningún beneficio, aún quisieran trabajar comprometidos, muestra el efecto que tiene el proyecto en ellos. No lo hacen ni por obligación ni para recibir algo a cambio; simplemente por solidaridad».


También te puede interesar: 

Estudiantes de la UNRN presentan proyecto de diseño de identidad de marca para Choele Choel

X